porExperiencia, Revista de Salud Laboral n.78

Lo nuevo empieza en ti

11-05-2018 / Salud Laboral |
porExperiencia, Revista de Salud Laboral n.78

Prevención sí, aún en los trabajos de riesgo

Todavía hoy, bien entrado el siglo XXI, y 20 años después de la publicación de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales en España, siguen existiendo colectivos de trabajadores a los cuales se les niega la posibilidad de prevenir los riesgos que emanan de su actividad laboral, lo que les ocasiona un deterioro de su salud e incluso la muerte.

Uno de esos colectivos es el de bomberos. Una profesión considerada de alto riesgo, muy valorada socialmente, pero a la que se intenta excluir de la aplicación de la normativa existente en materia de prevención. La evidencia científica demuestra la relación entre las tareas que realizan y el riesgo a enfermar, por ejemplo, por ciertos tipos de cáncer. Aparecen con claridad diversos riesgos (biológico, psicosocial, higiénico,…) cuando ponemos la lupa sobre cómo realiza su actividad laboral este colectivo.

 ¿Es un trabajo de riesgo sinónimo de falta de prevención del riesgo? Obviamente no. El bombero actúa en escenarios dantescos, en situaciones de alto riesgo para su vida. Y por ello es posiblemente una de las labores más encomiables que existen. Pero ello no puede ni debe ser sinónimo de trabajar sin prevenir. La exposición a sustancias líquidas, gaseosas, a riesgo biológico, podría ser minimizada con una política preventiva que impida, por ejemplo, algo tan sencillo como que los trajes contaminados acaben en los hogares de los trabajadores. Por supuesto, este colectivo también está expuesto a la locura desregularizadora de las relaciones laborales a la que nos están condenando las diferentes reformas laborales y cuya consecuencia son condiciones de trabajo más precarias, más inseguras y más injustas.

 

 


Visitar enlace
Bookmark and Share
Lo nuevo empieza en ti
Nuestra dirección
base